SEGUNDA EDICION (Agotado)

domingo, 22 de octubre de 2017

Sentido y sonido

Cuando algo te atrapa en el mundo de la afición y preferencias, dedicación u oficio en el mundo de lars artes, los toros, las motos, el deporte u otra causa afín, humana y precisa. Cuando le dedicas mucho y constante a lo largo del tiempo perenne, cuando te inmiscuye dentro de las entrañas de aquello que interesa y apasiona y te emplea directamente importando la satisfacción a resultado sin importar los acometidos ajenos en la lucha contra corriente.
Y en las bandas los grupos musicales, entres y ocurren los divorcios instrumentales, se emprenden las carreras en solitario, salen los emprendedores altruistas o de carrera específica hacia la especialidad especialmente hacia el fin que atrae e interesa.
Sólo entonces, se inicia el comienzo y se  empieza por una punta en la madeja del hilo conductor largo y sofisticado a desenredo en la sofisticada tecnología.
La búsqueda de la ayuda del robot al servicio del humano cada día más presente, en cada paso, desde zapato al temporizador del ascensor, desde cada  estudios realizados para un simple resfriado.
Vemos el acercamiento mediante viñetas de la literatura de pesos pesados, el acercamiento de los clásicos y dar a conocer al mundo profano, a veces en sentido hostil, controversias entre adversos  y risas, incluso muertes en los clásicos acusados de plagios a grandes sinfonías.
Una vez dentro de orquestada locura y carrera competitiva, atroz de precio y menosprecios entre ocurrente calidad a mínimos que conlleva la mano en la obra o en su defecto ó cuando no la hay específica en el inframundo inundado de intrusismo.
Benefactores en cadena y ocurrencias, alturas de beneficio y sin beneficio entre manejos y empresas de adelantos puestas al servidor sin más que darle al botón de puesta en marcha a todo un resultado largo y anterior procesado.
Y ocurre también, explorando y experimentando se consigue los resultados que se persiguen, esto es, separar la tecnología entre lo que viene ya enlatado, buscar el chocolate y separarlo de ese azúcar, de esa marca que se lo ha apropiado.
Ocurre en el sonido que interesa, tener aquella letra en pantalla sin el jodido cuaderno que se cae o se pasa de hoja en un escenario sin toldo al relente y con viento, interesa también separarlo de ese sonido horrible de karaoke y llevarlo a un sonido de sampler, arreglarlo para que tenga la dinámica, ritmo y pegada grueso y directo lo más parecido al humano. Entonces tienes que ser el músico e ingeniero que sólo tu público reconoce, puede pasar, quedarse atrás, ir en medio y adelantarse entre pitos y aplausos, te encuentras también el culto agradecido como también siempre ha de haber el inculto programado.

domingo, 1 de octubre de 2017

Estandarte

Por aquellas fechas DonJuan Díaz Caldera, uno de mis primeros maestros, nada más llegar al aula plasmaba en la pizarra con trazo firme, las cifras correspondientes a la fecha impreso a tiza. Y transcurrían los días hasta el de hoy, 1 de octubre de 2017 donde el estado de la nación soporta un pulso y sale en defensa de lo cierto e incierto.
El trazo firme del instructor, dibujaba en la pizarra a Cristóbal Colón en retrato perfecto en el correspondiente día del descubrimiento, a mano alzada y en perfecta proporción, mientras, divisábamos el inmenso oceàno desde los ventanales de aquella aula donde los alumnos cursaban los estudios primarios.

Mucho ha llovido desde entonces, tanto, que el mismo océano ha aumentado  en su seno la temperatura de dos grados centígrados.
Algo se está haciendo mal cuando se pronostica tal fatalidad.  No hacer nada, o hacerlo a capricho, justificar lo ajeno y una lacra de corrupción que suena ya a  estafa como una estampa para tapar las pisadas de vestidas prendas y primores con enaltecimiento y aceptación tal, de ideología de fantásma. 
Fue día histórico y paseo patente, bajar por la calle Nueva, desembocar en la calle San Juan, de bruces, y ver la alameda llena de muchedumbre con pancartas en paseo pacífico como marea de pancartas llena de poesía en reinvicación del  nombre de la Heróica.
Desde la iglesia hasta el oeste del canapé,  desde canapé del este hasta el límite de la marquesina de Ricardo sin don emérito ni emérita alguna allí presente.
En la alameda navegaba las pancartas, no he visto cosa igual, un día del día aquel. Como velas en multitud, como barcos la C. N. T. reciénvenida desde Barcelona a  Casas Viejas-Benalup
Mientras, por las latitudes de Villamartín, en la pedanía, se cortaba una carretera por su estado intransitable. A buen seguro se harà una nueva antes que la de aquí donde su nombre de camino comarcal ya suena a cachondeo.
La misma de vuesa ilustrísina y figura rupestre de paso por el gran tajo de la Janda cuando poco le debe importar a d the jóseleme, ni a su auto de amortiguadores nuevos para tal relevancia y ensalce en la zarza inédita de humareda hacia villa Gibraltar.
  Todo un poemo efectivoamente, de invento de pluma a paso de ave socio janderil. La historia contará las penalidades de las ruedas a su paso por cuán camino del estandarte. La historia contará también  de unos personajes a su paso por un camino que suena a guisote, a potaje y castaña.
Contará la realidad de poemo, abrazo al poderoso, desprecio a la enonomía vulnerable, hoy por hoy, en el estado del estandarte.

Días después...

Después del día d
después de tanta lección que puede dar un solo día, para lo sucesivo
después de que has de saber
tanto amigo pancho
del mundo parlamentario.
y metido en camisa de once baras,
por una vez se divisa desde azotea
a la catalana
que la política incide directamente
en la pela que es la pela.
El euro es al euro, traducido en mi pueblo
De ahí radica la gran lección
en tal cabeza, tal salario.
No se dimensionó el golpe al estado, golpeando de rebote al mundo empresario.
El generado nada menos,
o pensaba que era ustedes solos
los de altos generarios

Ya nos tocará  una sola empresa
de las que a usted le sobra
aunque fuere o fuese directa o indirecta, del alcornoque mismo,
y colateral al corcho.
Tapones para champán por example
con pagas extra, aquí desconocida y por desconocimiento, proporcional al salario.

Primera lección Puigdemónt:
La política es directamente fundamental a la pela en  comunidad capitalista
La pela es a la mesa y a las habichuelas, directamente proporcional a la proporcion y la porción del cocido diario.
Se te olvidó la fuga de empresas Puigdemónt
se te olvido que la politica esta ligada a la pela .
Es por eso que: no política, nó pela pava tanto pavo pelado, la firma abrazo de alcornoque,
firma sopa de puchero,
tu medicina doctor de silencio,
empresa de embudo y tapones de corcho, caminos sin trailer en curvas del cuervo.

En mi pueblo diccionario Puigdemónt,
se cuida a quien trabaja y se evita a quien nó por todo los medios,
la cultura se pone a su lado,
los abrazos llueven
por abrazos de silencio.
Más de  lo mismo, 
ahora se manifiesta,
cuando ven las orejas al lobo y
el chino en el zapato,
aquí ya acostumbrados salimos fuera,
quizás nos toque la empresa más cercana
y San Miguel vuelva a su casa primera,
genuina y original como alcornoque a corcho
como debiere, hubiera o hubiese sido,
según el camino transitable o nó,
a tanto trailer no rodado.

Segunda lección, Hay golpes de estados,  hay golpes al pueblo...de silencio.

Doctor the Puigdemónt: bombas de paz suenan en mi pueblo.

domingo, 6 de agosto de 2017

Culturilla acústica &Tom y Son&

Para el cinéfilo no hay nada como reunir todas y cada una de las condiciones para que se dé la función, para que cumpla el cometido del séptimo arte. Dándose el cuidado al máximo exponente entre los factores de imagen y sonido.

En el sonido ocurre tanto de lo mismo.
A buen auditor: buén técnico, material de calidad, espacio acústico y buen equipo.
Antes, todo era mejor, lo dicen los expertos que alertan del mal de todo lo que toca el plástico.
Entre las mejores y experimentadas marcas, unas  mantuvieron calidad, otras tuvieron que competir en precio, mantuvieron la fama y la marca pero abaratando los componentes de alta prestación, acabando con la supremacía y enaltecimiemto de la buena música y sonido redondo auténtico para no quedar a la hora de la exigencia y climax musical en un todo se queda en un querer del poder interruptus.
Tan sólo a pocos le he oido el buen sonido, y no siempre. Ya lo dijo en la canción el mismo Miguel Rios, en ese blus del autobús: siento que el sonido aquel nunca suena igual qué misterio habrá.
El desparpajo, comparables sólo de los punteros, a la altura del Capullo de Jerez y unos cuantos que cuidan el peróxido en modo de la buena sonorización, sólo así dando de sí, el privilegio supremo de lo relativo a lo acústico.
En la presunción de inocencia, ahí andan esos equipos monos, estéticos y de plastificado aspecto, bonitos y baratos de bajo coste, de sonoridad media.
Resultado: un sonido errante, sin tom ni son, un sonido sin encanto.
Entre tanto, así de grueso rugió los watios de la famosas etapas Amcron alimentando dos graves puros de 18" de Music Son. 4 cajas Dass en medios y agudos entre lo mejor conocido a la altura de E. V. La alta fidelidad de la mesa Dinacord acompañada de la legendaria Reverb Yamaha X 900 inestimable ayuda a la voz, ante el castigo del esfuerzo al servicio (lubricante en pieza engrasada una vez en funcionamiento, protectora de cuerda vocal por contra de equipos de palo seco) Joya rebuscada, antes de que la marca, obligada por la competencia, fabricara productos de gama media en mercado de lanzamiento.
Alto y claro, sin el retumbe, que obligados a veces nos conducen dentro de naves de chapa y condiciones acústicas pésimas.
Rugió el león en feria con sonido bravo frente a gigantes de pista de autos, dejando a la derecha 10.000 w de  buena gama. A la izquierda un Yamaha de competencia desafiante pero comprado ya en gama mediocre de reproductor de disco.
La experiencia nos reafirma y nos avala, se tradujo en éxito. En el haber, haber generado con dolor a veces, en una cuerda vocal, en el sentido de lo auditivo para saber qué necesita el cantante.
Así como albañil capacitado en función de peón. En la búsqueda de la autenticidad nos ratifica lo genuino luchando con los gigantes de selvo, entre decibelios de sonido.

lunes, 29 de mayo de 2017

Esperanza

Esperanza, Esperanza, sólo sabes bailar cha cha cha 
Esperanza, Esperanza, sólo sabes bailar cha cha cha 

Te conocí y te enamoré y me ilusioné 
y ahora todo se acabó. 
Al conocer tu fingido amor 
que causó dolor a mi pobre corazón. 

De nada valen los abriles que he vivido 
si de mujeres nunca se sabe. 
La que no es mala lo aparenta muchas veces 
y la que es buena no lo parece. 

Ay qué pena me das esperanza por Dios 
tan graciosa pero no eres buena. 

Ay qué pena me das esperanza por Dios 
tan graciosa y sin corazón!

miércoles, 26 de abril de 2017

Sonido Marquesina

Mucho se habló de la marquesina, ese lugar céntrico y equidistante, por consiguiente el espacio que tanto da que hablar a antropólogos, historiadores,  comparsas y poetas. El lugar de los tertulianos por excelencia.
Periodistas, de escritos y crónicos del tiempo, crónicas de turistas ejemplo, humor Laritas.
La marquesina observatorio de la inspiración, de brotes verdes en los álamos. Desde los pasajes en la primera comunión, en la boda, del último viaje hacia el templo, la de la vez primera en la iglesia.

La marquesina con sus conversaciones ricas, con sus conversaciones pobres y con sus conversaciones de marquesina.

La marquesina de aquellas ferias cuando alcanzaba su máximo esplendor; llenándose de vida, reuniones en torno al bar y en las mesas.
Alcanzando su apogeo con la banda de música, a toda canción, de verano en feria.
A resultado; un espacio embriagador y mágico, festivo y concurrido en privilegio del centro.
Hay más, de los por qués.
En el confluir de la casualidad; allí se daban cita con todos los sentidos, las cinco maravillas de los seres humanos, patrimonio de la especie. Para cada sentido, en el sentido de la marquesina el esplendor de mayor y menor medida.
Recuerdos con humor, la mejor partida, la de mús en lo de Pérez, Tio pepe en bar Ricardo, la mejor manera de saborear los polos y helados de Felix: el de fresa y hasta una vez los hubo de limón, por supuesto a toda vainilla alrededor de la marquesina.

El gusto. Entre los sentidos capitales, colaboradores, en las maravillas que nos acompañan en éste sentido camino de la vida, seguido del sentido del olfato en primerísimo orden de importancia, capaz de impregnar la memoria en olor del primer amor, e impregnados podemos quedar de aire puro, de aquellos aires  jugados, en el cercado detrás de la marquesina.
La vista. Una grande libre, plena entre las maravillas al mundo, con registro de propiedad visionaria permitiéndose ojear; hojas verdes, hojas secas, hojas periódicas,  en aquel paseo de la gente tan compuesta y aquel kiosco verde, sobre correntín de tablas, sitio del banco de Julián, sobre pestañeo en ojos de algún beso tímido, maravilloso o tal vez huidizo en sensación táctil a todo sentido del tacto en sensibilidad espontánea.
El oido. Prefiero tratarlo de modo técnico.  Y me permito en conversación con este blog, fuera de toda ocupación, fuera   doble conversación. Para y por altruista de ocupación, programación casualística, u de cualquier oficio cuyos caracteres alcancen muros o mota de montañas al vuelo de  campanadas, conversaciones desapropiadas en disfrute, pues todo llega al sentido de los oidos y es de receptor las actitud y complejo del emisor, del individuo de acontecimiento hablado, no escriturado pero justo a tomar nota.

Abierto y a luces, no apto a experto de aquellos que hechan de la conversación a codazos, marquesinas limítrofes,  de quien y cómo escuchar tratándose del gran sentido del oido hablado.
Revelar para la marquesina en exclusiva el misterio, viniendo del sentido quinto impreso de amplitud y criterio.
  Todo un pilar, de ahí radica el éxito de los arcos de la marquesina sobre pilares mancos, en la espalda de canapé, pero dentro en el haber. En el recinto, mis oidos encontró una propiedad natural,  acústica y de sonido, nada más y nada menos.
De ahí que aquella banda militar, refiérase sólo a modo y estudio técnico en el espacio dentro del sonido exclusivo.
EL disfrute de aquellos músicos maestros, no era casual, disfrutaban también haciéndolo en las claves del sonido. Allí se daba la propiedad de conjugar: calidad y experiencia, el estudio musical de aquellos profesionales que imprimían ritmo y vida en la interpretación.
No fue por casualidad dejar tanto aroma musical, tanto gusto, tanto tacto y mejor recuerdo si no fuera por el misterio que allí se da, relativo al sonido, hubo musicalidad.
La marquesina es en la metodología de la música, una pura casualidad, entre las condiciones acústicas que a veces se crean o se dan.  Propiciadas por el paramento horizontal del techo en el espacio libre hacia la alameda, donde el sonido adquiere su salida esparciendo el eco.
Tanto es así, que incide de modo directo en el ánimo del emisor: zapateros a sus zapatos, músicos al sonido.
Aquella banda en feria donde el grave de la tuba y bombo era puro grave, medios de trombones, saxofones, chiscordio y clarinetes eran auténticos medios, el agudo de la caja y platillos siseaban como agua cayendo crisálida, gracias al espacio acústico que se da sólo en la marquesina. 
Prueba de la antítesis, en la dualidad en la materia. En Benalup-Casas Viejas hallada la prueba del misterio. Caseta municipal, feria, recinto acústico.

@pruebas»atodoblog»sonidomarquesina».

©copyright  2017


                       Arcos en marquesina